Serial Killer sobrenatural


A veces pienso que las series con temporadas largas están pensadas para dos o tres temporadas y cuando sobreviven el espectador puede empezar a clamar por un digno final rápido e indoloro, como nos pasa o nos ha pasado en series como House o Fringe. Por suerte, esto no suele pasar (y cruzo los dedos) con series de temporadas cortas en torno a los diez capítulos, como pueden ser Dexter o Breaking Bad. Y por suerte, los británicos suelen hacer series de tres o seis capítulos por temporadas, véase Sherlock, Lip Service o Black Mirror. Ese es uno de los rasgos más característicos, además de su cuidada producción o el nivel interpretativo de sus repartos, con tantas tablas en el panorama escénico inglés.

Y hoy hablaremos de una serie revelación de la BBC con final trágico, The Fades.

Esta serie de la BBCthree se adentra en el mundo de lo paranormal a través del adolescente Paul (Ian De Caestecker) de 17 años. Un joven marginado por la sociedad estudiantil, junto a su inseparable amigo Mac (Daniel Kaluuya), por ser de esa especia que disfruta sin complejos de la cultura cinéfila, fantástica y comiquera… vamos un friki en toda regla, pero teenager a pesar de todo. Su vida dará una drástico cambio cuando se de cuenta en un centro comercial abandonado de que puede ver espíritus errantes y se cruce con los enigmáticos Angélicus, los cazadores de espectros. Descubrirá que puede ser uno de ellos y que en las pesadillas que sufre se le revela el apocalipsis. Todo esto con su inseparable amigo Mac, (que también se encargará de resumir los capítulos anteriores de una manera bastante original) entre ellos discernirán sobre las grandes cuestiones que surgen en la lucha entre el bien y el mal. ¿Debe un superhéroe eliminar a sus enemigos o puede liberarlos de su tormento? ¿Podrá Paul compaginar su doble faceta de estudiante, hijo y hermano con la de Angélicus o deberá elegir?

Pero todo se complicará todavía más cuando en su periplo se cruce algo que empieza trasntornar en la adolescencia, el amor. La joven Jay (Sophie Wu), la más mejor amiga de la hermana gemela de Paul, Anna (Lily Loveless), hará que se lo ponga aún mas complicado. Y es que Anna y Jay son las típicas chicas superpopulares en el instituto, lo cual hace que tener un hermano gemelo friki sea un estigma para ella y por lo tanto trate de hacerle la vida imposible.

Y presionando a Paul por otro lado estarán lo Angélicus capitaneados por el entregado Neil (Johnny Harris) y la espectro-angélicus Sarah (Natalie Dormer). Los estrictos métodos y rutina de Neil introducirán a Paul en el mundo de los cazadores de espíritus y le llevará a cuestionarse las reglas e intentar cambiarlas aprendiendo violentamente a asumir las consecuencias. Todo esto con el objetivo de combatir al espectro más malo e inteligente del mundo paranormal (Joe Dempsie) que pondrá en jaque a toda una pequeña ciudad y los pelos de punta a más de un espectador.

Antes he comentado que The Fades tenía un final trágico, y así es (no, no es un spoiler). La BBC decidió no renovarla por una segunda temporada por lo que se ha quedado en una única de seis episodios que la convierten en una rareza de la televisión, una joya del género de la ciencia ficción de buen gusto, con una trama que va “in crescendo” en cuanto a intensidad y calidad. Os recomiendo que hagáis un esfuerzo para disfrutarla aun sabiendo que no tendrá continuidad y que os provocará un cliffhanger interruptus. Porque, habiendo sido cancelada, ganó un BAFTA a la mejor serie dramática… nano, nano.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s